SEO. La lucha por los primeros lugares en buscadores

619

La escena ya es muy común, tenemos una duda sobre algo que nos interesa y le preguntamos a nuestros dispositivos, tecleando la pregunta o los más jóvenes a viva voz: “Ok Google, cual es la diferencia entre la impresión directo a prenda y la
sublimación?

Si haces esa pregunta, te encontrarás que la respuesta “automática” de google será: “según La revista Visión Digital…” Es decir, el algoritmo encontró la respuesta que requerimos en un artículo escrito por un servidor en el 2018 y publicado en la revista en línea www.visión-digital.com.mx.

¿Fantástico? 

Hace unos veinte años esto sonaba a ciencia ficción pero ahora podemos decir que es de lo más común, con la transformación digital, también se modificó la forma en que las empresas de servicios nos hemos tenido que adaptar, primero, ya no fue suficiente tener una revista impresa, hubo que tener presencia en internet, ahora ya no sólo debes tener presencia, debes optimizar tu web para que al momento de que el público haga una consulta al buscador sea tu página la que salga en primer lugar.

¿Por qué es importante estar en el primer lugar de búsquedas?

Según datos de Google, cuando las personas hacen una búsqueda suelen entrar o “hacer clic” en las primeras tres posiciones que arroja el buscador, 28.5% para el primer lugar, 15.7% para el segundo lugar y 11% para el tercer lugar, aclaramos que estamos hablando de los resultados “orgánicos” es decir aquellos que aparecen justo por debajo de los marcados como “anuncio”.

Nos podemos dar cuenta entonces que casi el 55% de las personas que hacen búsquedas en Google, deciden entrar en los primeros tres resultados orgánicos, esto es importante por que representa una ventaja para las empresas que logran ubicar sus servicios en línea o su empresa en los primeros tres resultados. Ya que, a mayor cantidad de visitas, más posibilidades de cerrar una venta o de ofrecer mejor un servicio y en fin de hacer negocios.

Este mismo esquema se aplica para todos los buscadores que usamos para encontrar cosas en internet, como Bing de Microsoft, Ask, DuckDuckGo, Baidú y hasta Amazon o Mercado Libre.

¿Cuál es el secreto para lograr aparecer en primer lugar en las búsquedas?

A esta técnica de lograr posicionar nuestra página web en los primeros resultados del buscador se le denomina SEO (Search Engine Optimization – optimización para motores de búsqueda) y consiste en mejorar internamente una web y los factores externos para conseguir los primeros puestos en los buscadores. 

El SEO puede hacer que aumenten las ventas de productos o servicios. Se incrementa la visibilidad y el tráfico, mejora la usabilidad de nuestra página, te posiciona favorablemente entre tantos competidores en la web gracias a una mejor
Autoridad.

Es una de las tantas ramas de las que se vale el marketing digital y se recomienda para actividades o estrategias globales de la empresa. Las tres características principales de SEO son:

Sus resultados se dan a largo plazo: Todo el trabajo y el esfuerzo se ven a largo plazo. Hay que tener paciencia y dedicarle mucho empeño.

Consume tiempo: Se necesita esfuerzo para empezar a construir enlaces y mejorar los aspectos de la web para atraer al tráfico necesario. No es necesario el pago, pero sí el trabajo de un profesional.

Adaptarse a los cambios en el algoritmo

Por muchos años la intención de Google es que cada día, más gente use el buscador y suena lógico, los resultados de “anuncios” que vimos al principio de este artículo no son gratuitos, muchas empresas pagan para aparecer en ese lugar, de ahí que lograr aparecer justo debajo de ellos de manera orgánica lleva ya de por sí una ganancia económica.

Todo funciona mediante un algoritmo inteligente que ha evolucionado tanto, que incluso dicen que ya ni los mejores programadores lo entienden al cien por ciento. Este algoritmo está programado para arrojarle al usuario la información más precisa según el tipo de búsqueda que realiza, además toma en cuenta nuestras preferencias de navegación, localización, gustos y hábitos.

Esto ha provocado que evolucione constantemente, sólo tenemos que fijarnos en la gran cantidad de actualizaciones que ha habido de Penguin y Panda (versiones de este algoritmo), y cómo han dado una vuelta de 180 grados a lo que se entendía por SEO hasta hace poco. Ahora con el SEO se persigue lo que Matt Cutts, quien fue director del departamento contra el spam en web de Google.  Calificó como: «todo para hacer más fácil la vida del usuario».

Aunque existen miles de factores en los que un motor de búsqueda se basa para posicionar una página u otra, se podría decir que hay dos elementos básicos: la autoridad y la relevancia.

La autoridad es básicamente la popularidad de una web. Cuanto más popular sea, más valiosa es la información que contiene. Este factor es el que un motor de búsqueda tiene más en cuenta dado que se basa en la propia experiencia del usuario. Cuanto más se comparta un contenido es por que a más usuarios les ha
parecido útil.

La relevancia es la relación que tiene una página frente a una búsqueda dada. Esto no es sólo que una página contenga un montón de veces el término buscado (en los comienzos esto sucedía), si no que un motor de búsqueda se basa en cientos de factores on-site para determinar esto.

Que es el SEO on-site y off-site

SEO on-site: son los procedimientos con los cuales nos aseguramos de que nuestra web está optimizada para que el motor de búsqueda entienda lo principal, que es básicamente el contenido de la misma. 

Dentro del SEO On-site incluiríamos la optimización de palabras clave (términos que buscas en internet o que mediante un análisis descubrimos que usa nuestro público objetivo), tiempo de carga (en celular y computadora, siendo la primera ahora mucho más importante), experiencia del usuario (como se ve nuestro menú, y contenido y que tan fácilmente interactúa la gente con ellos), optimización del código HTML, java, CCS, etc, y formato de las URLs.

SEO off-site: El SEO off-site es la parte del trabajo SEO que se centra en factores externos a la página web en la que trabajamos. Los factores más importantes en el SEO off-site son el número y la calidad de los enlaces entrantes (linkbuilding), presencia en redes sociales, menciones en medios locales, autoridad de la marca y rendimiento en los resultados de búsqueda, es decir, el CTR que tengan nuestros resultados en un motor de búsqueda. 

Seguro que estás pensando que todo esto está muy bien y que es muy interesante pero que tu está aquí para saber porque necesitas el SEO en tu web y que beneficios obtendrás si lo integras en tu estrategia online.

Funcionamiento de los motores de búsqueda

Hasta este momento hemos repasado los factores SEO más importantes para nuestra web, pero aun nos falta explicar un poco sobre como el motor de búsqueda de Google encuentra nuestro contenido. Un motor de búsqueda es un pequeño programa robot que recorre la web rastreando todo el contenido. Estos recorren todas las páginas a través de los enlaces entre páginas y al interior de nuestro sitio. De ahí la importancia de una buena estructura de enlaces. Al igual que haría cualquier usuario al navegar por el contenido de la Web, el robot de google pasa de un enlace a otro y recopila datos sobre esas páginas web que proporcionan a sus servidores.

Este proceso de rastreo comienza con una lista de direcciones web de rastreos anteriores y de los sitemaps proporcionados por las páginas web. Una vez acceden a cualquier página web, los bots buscan enlaces a otras páginas para visitarlas. 

Son los propios bots los que deciden qué páginas visitar, con qué frecuencia y cuánto tiempo van a rastrear esa web, por eso es importante tener un tiempo de carga óptimo y un contenido actualizado.

Es muy común que en una página web se necesite restringir el rastreo de algunas páginas o de cierto contenido para evitar que estas aparezcan en los resultados de búsqueda. Para esto se le puede decir a los bots de los motores de búsqueda que no rastreen ciertas páginas a través del archivo “robots.txt”.

Indexación en Google

Una vez que un bot ha rastreado una web y ha recopilado la información necesaria, estas páginas se incluyen en un índice. Ahí se ordenan según su contenido, su autoridad y su relevancia. De este modo, cuando realizamos una consulta al motor de búsqueda le resultará mucho más fácil mostrarnos los resultados que están más relacionados con nuestra consulta.

Al principio los motores de búsqueda se basaban en el número de veces que se repetía una palabra. Al hacer una búsqueda rastreaban en su índice esos términos para encontrar qué páginas los tenían en sus textos, posicionando mejor la que más veces lo tenía repetido. 

Actualmente los algoritmos son más sofisticados y basan sus índices en cientos de aspectos diferentes. La fecha de publicación, si contienen imágenes, vídeos o animaciones, microformatos, etc. son algunos de esos aspectos. Ahora dan más prioridad a la calidad del contenido.

Una vez que las páginas son rastreadas e indexadas, llega el momento en el que actúa el algoritmo: Realizada la búsqueda, revisan en los índices. Así sabrán cuáles son las páginas más relevantes teniendo en cuenta los cientos de factores de posicionamiento. Y todo esto sucede en cuestión de milisegundos.

Si deseas averiguar si los robots han indexado tu página web, puedes echar mano de la herramienta de google Search Console, dónde podrás introducir la url que deseas examinar y en unos segundo te indicará si la página está indexada. Para los que han creado su sitio web con algún sistema de gestión de contenidos (CMS) como WordPress, usualmente el mismo sistema se encarga de crear los sitemaps que puedes añadir a la consola de búsqueda, de lo contrario existen páginas en la red dónde podrás crear un sitemap.xml para añadirlo.

Por dónde debo empezar para aplicar SEO a mis sitios

Es momento de aplicar SEO a tu página, ¿por dónde se debe iniciar? Por el tipo de hosting y servidor donde alojas tu sitio, recuerda que la velocidad de carga forma parte de los parámetros que toma en cuenta google para colocarte en los primeros sitios, si tu servidor no es seguro (no tiene certificado SSL), o tarda en responder, los buscadores simplemente lo dejarán pasar y pondrán algún otro resultado de una página que responda más velozmente, además los usuarios suelen salirse de una página que no carga rápidamente, lo que aumentará tu taza de rebote.

Enseguida debes hacer un estudio de palabras clave, la elaboración de un buyer persona es clave. Una vez generado, dedícate un tiempo, puede ser en una sesión de brainstorming con tu equipo para analizar todas aquellas ideas que tengas sobre qué palabras va a usar esa persona para encontrar tu contenido.

Y, cuando hablamos de contenido, no sólo nos referimos al texto; contempla también las imágenes y demás formatos de contenido como videos, herramientas útiles, links que lleven a otras páginas que sean relevantes sobre el tema a tratar, entre otros.  

Piensa siempre en que la estrategia enfocada en contenido tenga como finalidad ayudar a resolver las posibles dudas o problemas que enfrenta una persona cuando realiza una búsqueda. 

Ten en cuenta que las palabras más genéricas son más difíciles de posicionar por su alta demanda y las denominadas “long tail”, son un poco más fácil, pero tienen menos demanda, por ejemplo: “Zapatos para mujer” tendrá más demanda que “Zapatos para mujer azules para correr”.

Por último, optimiza tu contenido, es la parte de SEO que esta relacionada a lo que ocurre dentro de tu página, este es un indicador para los buscadores que dice que tu sitio web no solo es de confianza sino también es útil para quienes lo visitan.