La inteligencia Artificial y los negocios del futuro

461
Inteligencia artificial en negocios

Después de la revolución de las computadoras y el boom de los negocios puntocom, el mundo está siendo testigo de otro cambio significativo, la cuarta revolución industrial con tecnologías tan novedosas como la inteligencia artificial (IA).

La Inteligencia Artificial concebida como la combinación de algoritmos que le permiten a las máquinas “aprender” y actuar como
humanos.

CLASES DE INTELIGENCIA  ARTIFICIAL
Los expertos en ciencias de la computación Stuart Russell y Peter Norvig diferencian varios tipos de inteligencia artificial:

– Sistemas programados para pensar como humanos. Automatizan actividades como la toma de decisiones, la resolución de problemas y el aprendizaje. Un ejemplo son las redes neuronales artificiales.

 – Sistemas que actúan como humanos. Se trata de computadoras que realizan tareas de forma similar a como lo hacen las personas. Es el caso de los robots.

– Sistemas que piensan racionalmente. Intentan emular el pensamiento lógico racional de los humanos, es decir, se investiga cómo lograr que las máquinas puedan percibir, razonar y actuar en consecuencia. 

– Sistemas que actúan racionalmente. Idealmente, son aquellos que tratan de imitar de manera racional el comportamiento humano, como los agentes inteligentes.

APLICACIONES PRÁCTICAS DE LA INTELIGENCIA ARTIFICIAL
La IA está presente en la detección facial de los móviles, en los asistentes virtuales de voz como Siri de Apple, Alexa de Amazon o Cortana de Microsoft y está integrada en nuestros dispositivos cotidianos a través de bots o aplicaciones para móvil, tales como: Lyli, un personal shopper en versión digital concebida para ayudarnos con el aprendizaje de idiomas; EMS diseñada para hacernos un poco más fácil la tarea de encontrar nuevo departamento; o Gyant, un asistente virtual de Facebook que emite ‘diagnósticos’ médicos. El objetivo de todas ellas: hacer más fácil la vida de las personas.

Las empresas que implementan aplicaciones de IA tendrán un mejor acceso a los datos a través de múltiples funcionalidades como la gestión de relaciones con los clientes, la gestión de recursos empresariales, la detección de fraudes, las finanzas, las operaciones bancarias de personas, la gestión de TI y de analíticas de mercadotecnia y ventas. La IA también ayuda a las empresas a encontrar soluciones a problemas complejos de una manera más humana y a automatizar los procesos. Las organizaciones pueden redirigir sus recursos hacia aspectos más creativos como la lluvia de ideas, la innovación y la investigación.

La llegada de la pandemia el año pasado requirió implementar soluciones en días, no semanas o meses, y los líderes empresariales debían actuar con rapidez. Las técnicas basadas en inteligencia artificial y el análisis avanzado están ayudando a las organizaciones a aumentar la toma de decisiones durante crisis como el coronavirus. 

Si bien los modelos de aprendizaje automático fueron una excelente opción, el desarrollo de modelos analíticos avanzados tomaría alrededor de cuatro u ocho semanas. Por lo tanto, la pandemia aceleró la demanda de desarrollar rápidamente modelos de IA mínimos viables.

A pesar de los muchos detractores que creen que los robots y la IA acabarán con los trabajos para las personas en el futuro, esta tecnología ya se está revelando más como un facilitador que como un disruptor. Aquí hay 10 ejemplos de áreas donde la inteligencia artificial puede transformar a las empresas.

Manufactura y fabricación. Heineken, junto con muchas otras empresas, utiliza análisis de datos en cada etapa del proceso de fabricación, desde la cadena de suministro hasta el seguimiento del inventario en los estantes de las tiendas. La inteligencia predictiva no solo puede anticipar la demanda de cerveza y aumentar o disminuir la producción según sus predicciones, sino que los sensores en el equipo pueden predecir las necesidades de mantenimiento y la compra de insumos. La IA ayuda a señalar áreas defectuosas en el proceso de fabricación antes de que surjan problemas costosos. Esta visión artificial también puede respaldar el proceso de control de calidad en las instalaciones de fabricación.

Contabilidad y Finanzas. Muchas organizaciones encuentran que la reduccion de costos y operaciones más eficientes es el principal atractivo de la inteligencia artificial en el lugar de trabajo y, según Accenture Consulting, la automatización de procesos robóticos puede producir resultados sorprendentes en estas áreas para la industria y los departamentos de contabilidad y finanzas. 

Los trabajadores del área de finanzas se liberarán de tareas repetitivas para poder concentrarse en actividades de mayor complejidad, mientras que el uso de la inteligencia artificial en la contabilidad puede reducir los errores humanos. La AI también puede proporcionar el estado en tiempo real de los estados financieros a las organizaciones porque puede monitorear la comunicación a través de todo el proceso.

Mantenimiento de instalaciones. Otra forma en que la IA ya está funcionando en las empresas hoy en día es ayudando a quienes administran instalaciones a optimizar el uso de energía y la comodidad de los ocupantes. La automatización de edificios es ya una realidad, el uso de inteligencia artificial para ayudar a administrar los edificios y controlar la iluminación y los sistemas de calefacción o refrigeración se vale de dispositivos y sensores del Internet de las cosas, así como visión computarizada para monitorear los espacios. No tiene caso iluminar un área vacía, así como tampoco tener el aire acondicionado encendido. 

Según los datos que se recopilan, el sistema de inteligencia artificial puede ajustar los sistemas del edificio para adaptarse a la cantidad de ocupantes, la hora del día y más. Ayuda a los administradores de instalaciones a mejorar la eficiencia energética del edificio. Un componente adicional de muchos de estos sistemas también es la seguridad del edificio.

Contact centers. Los contact centers de una organización son otra área empresarial en la que ya se utiliza la inteligencia artificial. Las organizaciones utilizan la tecnología de inteligencia artificial para mejorar su servicio en lugar de reemplazar a los humanos incorporando la inteligencia artificial de la manera correcta. 

Estos centros recopilan una enorme cantidad de datos que pueden usarse para aprender más sobre los clientes, predecir la intención del cliente y mejorar la “la mejor acción a tomar” para generar una reacción favorable del cliente. Con la inteligencia artificial se puede medir el estado de ánimo del cliente, su entonación, si está molesto, feliz o satisfecho, y sugiere en tiempo real las respuestas a seguir por parte del operador para obtener el mejor resultado. 

Los datos no estructurados recopilados de los centros de contacto también se pueden analizar mediante el aprendizaje automático para descubrir las tendencias de los clientes y luego mejorar los productos y servicios. Un ejemplo es la tarjeta de millas de las aerolíneas, estas no existían en una región de Estados Unidos, al momento de estrenarse una cinta de George Clooney, dónde su personaje recibe millas por viajar, la gente comenzó a llamar a las aerolíneas preguntando por este bono -¡que no existía!- el sistema detectó el número de llamadas con este mismo tema y la Aerolínea decidió implementarlo para obtener más clientes.

Marketing. Si tu empresa no está utilizando inteligencia artificial para aplicar marketing digital, ya está atrasada. La IA no solo puede ayudar a desarrollar estrategias de marketing, sino que también es fundamental para ejecutarlas. 

La IA clasifica a los clientes según sus intereses o datos demográficos, puede ayudarte a presentarles anuncios en función del historial de navegación, comportamiento, localización geográfica y gustos, impulsa los motores de recomendación y es una herramienta fundamental para darles a los clientes lo que quieren exactamente cuando lo quieren. 

Otra forma en que se utiliza la IA en marketing es a través de chatbots. Estos bots pueden ayudar a resolver problemas, sugerir productos o servicios y respaldar las ventas. La inteligencia artificial también ayuda a los especialistas en marketing al analizar los datos sobre el comportamiento del consumidor de forma más rápida y precisa que los humanos. Estos conocimientos pueden ayudar a las empresas a realizar ajustes en las campañas de marketing para hacerlas más efectivas o planificar mejor para el futuro.

Ventas. Definitivamente hay un lado de la venta de productos y servicios que es exclusivamente humano, pero la inteligencia artificial puede brindar a los profesionales de ventas conocimientos que pueden mejorar la función de ventas. La IA ayuda a mejorar la previsión de ventas, predecir las necesidades de los clientes y mejorar la comunicación. Y las máquinas inteligentes pueden ayudar a los profesionales de ventas a administrar su tiempo e identificar con quién deben realizar un seguimiento y cuándo, así como qué clientes podrían estar listos para comprar.

Investigación y desarrollo (I + D). ¿Qué pasa con la inteligencia artificial como herramienta de innovación? Puede ayudarnos a desarrollar una comprensión más profunda en casi cualquier industria, incluida la atención médica y farmacéutica, financiera, automotriz y más, mientras recopila y analiza enormes cantidades de información de manera eficiente y precisa. 

Esto y el aprendizaje automático pueden ayudarnos a investigar problemas y desarrollar soluciones en las que nunca antes habíamos pensado. La IA puede automatizar muchas tareas, pero también abrirá la puerta a descubrimientos novedosos, formas de mejorar productos y servicios, así como de realizar tareas. La inteligencia artificial ayuda a que las actividades sean más estratégicas y eficaces.

Operaciones de TI. También llamada AIOps, la IA para operaciones de TI suele ser la primera experiencia que tienen muchas organizaciones con la implementación de inteligencia artificial internamente. Gartner define el término AIOps como la “aplicación del aprendizaje automático y la ciencia de datos a los problemas de operaciones de TI”. La IA se usa comúnmente para el análisis de errores de archivos de registro del sistema de TI, con funciones de administración de sistemas de TI, así como para automatizar muchos procesos de rutina. Puede ayudar a identificar problemas para que el equipo de TI pueda solucionarlos de forma proactiva antes de que falle cualquier sistema. A medida que los sistemas de TI para respaldar nuestros negocios se vuelven más complejos, AIOps ayuda a TI a mejorar el rendimiento y los servicios del sistema.

Recursos humanos. Los recursos humanos son una función empresarial con “humano” en el nombre, ¿hay lugar para las máquinas? ¡Sí! La inteligencia artificial realmente tiene el potencial de transformar muchas actividades de recursos humanos desde el reclutamiento hasta la gestión del talento. 

La IA puede ayudar a mejorar la eficiencia y ahorrar dinero al automatizar tareas repetitivas, pero puede hacer mucho más. Por ejemplo PepsiCo usó un robot, Robot Vera, para telefonear y entrevistar a candidatos para puestos de ventas abiertos. El talento esperará una experiencia personalizada de su empleador tal como está acostumbrado a la hora de comprar y para su entretenimiento. Las soluciones de aprendizaje automático e inteligencia artificial pueden ayudar a lograrlo.

Finalmente, la IA no funciona como una tecnología independiente. Tampoco lo hace ninguna otra tecnología. Todo ello debe ser parte de una estrategia comercial general que esté claramente alineada con los objetivos estratégicos. Los equipos deben trabajar juntos para crear una hoja de ruta para la IA con una comprensión de cómo la tecnología puede mejorar las organizaciones para alcanzar los objetivos
comerciales.