Inicio Aplicaciones Señalización Señalización en eventos deportivos

Señalización en eventos deportivos

0
436

Uno de los más importantes nichos de mercado de la industria gráfica es el de la señalización, donde la claridad y calidad van de la mano.

carrerasAdemás de satisfacer las demandas de la publicidad y mercadotecnia, la industria gráfica atiende a otros mercados con exigencias específicas y necesidades muy claras como la señalética y el mundo de los deportes. En estos sectores no basta con elegir materiales atractivos, sino que la resistencia de los mismos, así como la calidad de impresión cobran un valor mucho más alto que en el caso de otras aplicaciones, pues no se trata únicamente de una cuestión estética, sino de seguridad.

Probablemente uno de los nichos de mercado que mejor ejemplifica esta situación es el de las carreras de automóviles. Más allá del branding de los autos y aplicaciones publicitarias espectaculares, la industria gráfica cubre las necesidades de señalización de las pistas.

La seguridad es primero
Si bien la señalética en cualquiera de sus vertientes representa un trabajo de muy alta responsabilidad, cuando se trata de indicaciones para una pista de carreras de auto la situación es más delicada, pues debemos recordar que se trata, antes que nada, de una competencia, y es poco probable que los conductores estén concentrados en las señales a su alrededor.

La seguridad en las pistas durante una carrera se logra a través de indicaciones visuales para los pilotos, sobre todo por medio de banderas o luces, que también sirven al público especializado, los jueces y la prensa para comprender qué está pasando. Antes de cada competencia el comité organizador entrega a cada piloto un briefing donde se establecen las normas de la carrera y además se establece el significado preciso de cada señalamiento, con el objetivo de que todos los competidores sean capaces de atenderlos incluso en situaciones extremas.

Dominar a la perfección este lenguaje visual es, literalmente, una cuestión de vida o muerte, por lo que los fabricantes de señalamientos deben trabajar con estándares de calidad muy altos. Si se trata por ejemplo de aplicaciones digitales, garantizar que éstas no fallarán incluso en condiciones climáticas extremas; o que los trabajos de impresión resistirán a los más agresivos agentes de desgaste son sólo algunas de las exigencias que el proveedor de señalética debe tener en cuenta.

La claridad es fundamental en este tipo de señalamientos, tengamos en cuenta que los pilotos están concentrados en ganar y conducen a velocidades altísimas que no reducirán para asegurarse de entender una indicación. Las ambigüedades quedan totalmente descalificadas y la instalación de las señales debe ser estratégica. Por la complejidad y la responsabilidad de este lenguaje, los organizadores de carreras han fomentado la universalización del mismo, de modo que cualquier piloto, experto o no, en su entorno o fuera de él, sea capaz de interpretar la señalización correctamente.

La señalización en pistas de carreras de autos representa una gran responsabilidad, ya que la calidad de las señales no obedece sólo a una cuestión estética, sino de seguridad.

Banderas de todos colores
Se trata de una de las principales herramientas de señalización en competencias de autos, y constituyen una forma de comunicación estandarizada en todo el mundo. Las banderas son de tela y por lo regular están impresas mediante sublimación. Cada color y la forma en que se exhibe tienen un significado específico; este sistema es muy eficiente ya que los pilotos no necesitan concentrarse mucho en ellas para entender su significado.

Toda carrera de autos está guiada por un cuerpo de personal de asistencia de pista, también llamados comisarios de pista, ellos son los encargados de activar las señalizaciones de acuerdo a las variantes que se vayan presentando en el transcurso de la competencia, como un posible peligro en la pista, el estado del asfalto, las condiciones climatológicas (principalmente lluvia en una parte o en todo el circuito), el estado de un auto, la situación de la carrera, entre otras. Algunas de estas indicaciones se dan con la bandera extendida inmóvil y otras agitándola, en cada caso su significado es distinto y los pilotos deben ser capaces de interpretarlas.

Para que la señalización con banderas sea exitosa, es necesario cuidar tres aspectos fundamentales.

Color: los colores deben ser muy vivos y diferentes entre sí, de forma que no haya ninguna duda de su significado. Los resultados pueden ser catastróficos si el color azul llega a confundirse con el verde, o el naranja con el rojo. Por eso los proveedores de banderas deben garantizar solidez y uniformidad de colores.

Resistencia: en un circuito de carreras las condiciones climatológicas pueden ser muy extremas y las banderas deben mantenerse en perfecto estado a pesar de la lluvia, la exposición solar continua, el aire o el polvo. Lo ideal es que las telas tengan cualidades repelentes a estos agentes de desgaste.

Ubicación: para que la señalización sea eficiente, los comisarios de pista deben asegurarse de que todos los pilotos vean las banderas y entiendan la indicación, así que éstas se colocan en puntos estratégicos como las curvas del circuito. Ya que el significado varía si la bandera está inmóvil o en movimiento, se recomienda que en el primer caso el comisario la extienda con ambas manos y la mantenga firme o, en el segundo, dibuje al viento un signo de infinito grande, de forma que no quede duda que la bandera se está agitando.

Las banderas suelen medir 60 x 80 centímetros y deben estar hechas con telas ligeras que sean fáciles de manejar, pues en ocasiones el comisario de pista deberá exhibir más de una al unísono para dar indicaciones específicas. Existen las banderas amarillas, naranjas, verdes, rojas, azules, negras, blancas y algunas con diseños que combinan colores, como blanco con franjas rojas o la tradicional a cuadros blancos y negros que indican el final de la carrera.

Luces en el camino
Independientemente de que se usen o no, de acuerdo a las condiciones lumínicas naturales de cada carrera, las pistas deben integrar un sistema de luces (por lo general LED) muy eficiente que no solamente favorezca la visualización de los pilotos, sino que de indicaciones precisas. A menudo la exposición de las banderas se acompaña también con señales de luz.

Desde la salida de los pilotos cuando se apaga el semáforo, hasta la apertura de los boxes para salida a pista, las señales luminosas juegan un papel muy importante, aunque no siempre son obligatorias. Por supuesto, en carreras parcial o totalmente de noches, son fundamentales.

En una pista de carreras encontraremos las siguientes:

Luces azules intermitentes: permanecen encendidas en la salida de los boxes y durante el transcurso de los entrenamientos y la carrera, es decir, mientras haya autos en la pista.

Luces amarillas intermitentes: junto a la parrilla de partida indica que la carrera ha sido retrasada. Si se encuentran en los puestos de control de los comisarios de pista indican que hay un peligro en la pista, así que los pilotos deben disminuir la velocidad y estar preparados para detenerse por completo.

Luces rojas: los entrenamientos o la carrera han sido interrumpidos, si es así, deberán estar encendidas a lo largo de todo el circuito.

Luces verdes: situada a la salida de los boxes, deberá encenderse al inicio de cada una de las sesiones de entrenamientos, warm-up, salidas de reconocimiento de la pista y salida a la vuelta del calentamiento.

Señalamientos generales
Con principal hincapié en que no representen un elemento distractor, los circuitos de carreras deben contar con algunos señalamientos básicos que indiquen distancias, aproximaciones o ángulos de curvas. Lo ideal es que sean pocos, de manera que no abrumen la vista del piloto, pues es prioritario que éstos presten atención a las banderas o las luces.

Aunque los reglamentos en este tenor no son tan estrictos y estandarizados como en el caso de las banderas de tela o las luces, es muy importante que estos señalamientos sean altamente resistentes a los agentes de desgaste y condiciones climatológicas extremas, así como la solidez de los colores y su ubicación, cuidando que no provoquen algún efecto lumínico que pueda ocasionar un accidente. En caso de contener texto o números, éstos deberán ser blancos o negros y lo más breves posibles.

Los materiales varían en este tipo de señalizaciones, pero por su durabilidad al exterior es bastante popular el vinil reflectante, que llega a resistir hasta cinco años en perfectas condiciones. Las medidas y colores del material dependen de los requerimientos de cada circuito de carreras, pero la calidad de la impresión debe ser siempre altísima, de forma que la información sea muy clara y baste un vistazo para comprenderla.

Aunque son en apariencia sencillas, las señales usadas en las pistas de carreras tienen una importancia vital y de ellas depende mucho más que el resultado de una competencia, por lo que los proveedores de señalización deben manejar estándares de calidad muy altos y, por supuesto, una responsabilidad social infranqueable.

  • Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe las noticias más importantes de publicidad del medio grafico en tu correo.


    By submitting this form, you are granting: graphic innovations, López Cotilla # 2282, Guadalajara, 44130, permission to email you. You may unsubscribe via the link found at the bottom of every email. (See our Email Privacy Policy (http://constantcontact.com/legal/privacy-statement) for details.) Emails are serviced by Constant Contact.
  • Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe las noticias más importantes de publicidad del medio grafico en tu correo.


    By submitting this form, you are granting: graphic innovations, López Cotilla # 2282, Guadalajara, 44130, permission to email you. You may unsubscribe via the link found at the bottom of every email. (See our Email Privacy Policy (http://constantcontact.com/legal/privacy-statement) for details.) Emails are serviced by Constant Contact.